La hora en español

 

LA HISTORIA DEL REJOJ - EL PASO DEL TIEMPO - RELOJ NO MARQUES LAS HORAS

Sigue todos los demás temas de Recursos Didácticos Gratis al final de esta página..

LA HISTORIA DEL REJOJ - EL PASO DEL TIEMPO - RELOJ NO MARQUES LAS HORAS

Sigue todos los demás temas de Recursos Didácticos Gratis al final de esta página..

 

LA HISTORIA DEL RELOJ...

TIEMPO  -  LAPSO  -  PERÍODO  -  INTERVALO

El primer aparato medidor del tiempo del que tenemos conocimiento está datado sobre el 3500 a.c., hablamos de obeliscos que se utilizaban como rudimentarios relojes de sol. Este es solo uno de los muchos métodos que se utilizaron en el pasado para medir el tiempo, otros métodos son: la observación de las estrellas, los relojes de agua y arena y otros ingenios que con mayor o menor acierto forman parte de un recorrido que ha continuado hasta nuestros días.

Todos los relojes funcionan siguiendo un principio similar, el cual consiste en contar un ciclo regular que nos permite medir el tiempo. Dicho de otro modo, la medición del tiempo consiste en la comparación de un evento fijo con la de otros que usualmente desconocemos.

En la antigüedad se usaban como punto de referencia para la medición del tiempo los sucesos naturales, por ejemplo la duración del día o la observación de los astros. En ocasiones la medición no iba destinada a determinar la hora del día sino que mostraba determinados eventos que interesaban a nuestros ancestros como por ejemplo los solsticios (Stonehenge).

Otros relojes en lugar de fijarse en un suceso externo usan un mecanismo propio con una duración constante, uno de los primeros aparatos de este tipo fue creado por los egipcios unos 1400 años a.c., y se denomina clepsidra o reloj de agua, su principio consiste en que una cantidad dada de agua siempre requiere del mismo tiempo para pasar gota a gota de un recipiente a otro. Este mecanismo fue posteriormente perfeccionado por otras culturas, como por ejemplo la china o la hindú. Estos relojes se siguieron utilizando con formas cada vez más elaboradas durante siglos.

Los egipcios además de clepsidras utilizaron relojes de sol para la medición del tiempo, uno de estos relojes datado del siglo VIII a.c aún se conserva en Egipto.
Otras civilizaciones utilizaron objetos simples de forma ingeniosa, asi por ejemplo en la civilización china se quemaba una cuerda anudada regularmente y observaban el intervalo de tiempo necesario para que el fuego viajara de un nudo al siguiente.

Los relojes mecánicos aparecieron en el siglo XIII, siendo bastante inexactos y en muchos casos aparatosos. Las primeras referencias aparecen en libros de Alfonso X el sabio, pero posteriormente grandes personajes como Leonardo da Vinci contribuyeron de una u otra forma al desarrollo de ingenios más precisos para medir el tiempo. Posteriormente aparecieron los primeros relojes de motor que se basaban en la utilización de pesas. Los relojes portátiles aparecieron en el siglo XV con la invención del motor de muelle.

El siguiente paso se dio con la creación del reloj pendular, cuyo principio fue concebido por Galileo, aunque fue Huygens, un científico holandés, quien lo materializó en 1656. Este reloj suponía un gran avance con respecto a los anteriores, ya que únicamente se desfasaba unos diez segundos al día. Durante este mismo siglo hicieron su aparición los primeros relojes de bolsillo. El reloj de péndulo se perfecciono durante casi tres siglos, hasta que en 1929 un científico americano, Warren A. Marrison, inventó el reloj de cristal de cuarzo, cuyo funcionamiento está basado en la vibración que experimenta el cristal cuando se ve sometido a un voltaje eléctrico. Un reloj de cuarzo actual de extrema calidad desfasa un milisegundo al mes, si contamos con un aparato de inferior calidad, este desfase, o incluso uno mayor se producirá en pocos días. Estas son estimaciones en condiciones ideales, sin embargo, el envejecimiento del cristal, la suciedad y otros agentes pueden perjudicar con frecuencia la precisión de estos aparatos.

A mediados del siglo pasado, 1948, se creó el primer reloj atómico, basado en la frecuencia de una vibración atómica, su precisión no era mucho mayor que la de los relojes de cuarzo del momento, sin embargo, siguiendo el mismo principio se han desarrollado con posterioridad relojes atómicos que obtienen una extraordinaria precisión, dependiendo fundamentalmente del átomo utilizado. Los ejemplos más comunes son el reloj atómico de cesio, con una exactitud extraordinaria (desfasaría aproximadamente un milisegundo en 1400 años) o el de rubidio que se utiliza con mayor frecuencia por su inferior coste y que desfasa aproximadamente un milisegundo en varios meses.http://www.hora.es/cultura/historia.jsp
 

DENOMINACIÓN

Se denomina reloj a un instrumento u operador técnico que permite medir el tiempo. Existen diversos tipos, que se adecúan según el propósito:

Conocer la hora actual (reloj de pulso, reloj de bolsillo, reloj de salón o pared)

Medir la duración de un suceso (cronómetro, reloj de arena)

Señalar las horas por sonidos parecidos a campanadas o pitidos (reloj de péndulo, reloj de pulso con bip a cada hora)

Activar una alarma en cierta hora específica (reloj despertador)

Los relojes se utilizan desde la antigüedad. A medida que ha ido evolucionando la ciencia y la tecnología de su fabricación, han ido apareciendo nuevos modelos con mayor precisión, mejor prestancia y menor coste de fabricación. Es quizá uno de los instrumentos más populares que existen actualmente y casi todas las personas disponen de uno o varios relojes personales de pulsera. Muchas personas, además de la utilidad que los caracteriza, los ostentan como símbolo de distinción, por lo que hay marcas de relojes muy finas y lujosas.

Asimismo, en los hogares hay varios y diferentes tipos de relojes; muchos electrodomésticos incorporan relojes digitales y en cada ordenador hay un reloj. El reloj es un instrumento omnipresente en la vida actual, debido a la importancia que se da al tiempo en las sociedades modernas. Sin embargo, las personas que viven en las comunidades rurales, lejos del ruido de la vida moderna, pueden darse el lujo de omitir el uso de este instrumento debido a que no tienen prisa en su modo de vida. Aun las personas que viven en las grandes ciudades industriales, podrían omitir el uso del reloj cuando ya tienen un esquema de actividades en pleno dominio o bien cuando su vida ya no requiere los tiempos precisos de estar en determinados lugares.

La mayor precisión conseguida hasta ahora es la del último reloj atómico desarrollado por la Oficina Nacional de Normalización (NIST) de los EEUU, el NIST-F1, puesto en marcha en 1999, es del orden de un segundo en 20 millones de años.

FUNCIONES BÁSICAS DE UN RELOJ

La más importante y esencial de las funciones de un reloj común es proporcionar la hora actual, que debe ser la misma para todas las personas que viven en la misma zona horaria. Por convenio, el día se divide en veinticuatro horas. Existen dos modos de leer la hora actual.

1º: Por 24 horas, es decir, desde las 0:00 horas (12 de la noche en el otro empleo horario) hasta las 23:59 horas. Aquí, cuando pasa el minuto de las 12:59 del día, continúa a las 13:00 horas en lugar de ir a la 1 de la tarde o P.M. Este empleo horario considera el día como una unidad completa de tiempo. Es el más elegante pero menos comprensible para la mayoría.

2º: El empleo horario más utilizado considera el día dividido en dos partes iguales de 12 horas cada una. Es menos elegante que el de 24 horas pero más comprensible para la mayoría de las personas:

Desde las 12 de la noche hasta las 11:59 de la mañana: A.M. (ante meridiem, antes del mediodía).

P.M. (post meridiem, después del mediodía) desde las 12 de la mañana hasta las 11:59 de la noche.

Cada hora comprende sesenta minutos y cada minuto comprende sesenta segundos. El segundo es la unidad básica de tiempo y se mide igual en todo el mundo, es decir, no existen diferentes unidades de tiempo en diversas regiones. Un reloj normal marca siempre la hora y los minutos, en algunos casos los segundos.

Los relojes despertadores incorporan, muchos de ellos, un sintonizador de radio y permite escuchar la radio y marcar el tiempo, asimismo hay diferentes tipos de alarma. Los relojes que están en espacios abiertos, suelen marcar el tiempo y muchos de ellos también marcan la temperatura ambiente. Los relojes de campanarios o torres tienen diferentes melodías para marcar las horas.
 

TIPOS DE RELOJES

Hay una gran variedad de tipos diferentes de relojes, según sean sus aplicaciones, actualmente los relojes personales son electrónicos, ya sean analógicos o digitales, que funcionan con una pequeña pila eléctrica que mediante impulsos hace girar las agujas de los relojes analógicos o marca los números de los relojes digitales.

Relojes de pulsera

Al principio, sólo los llevaban las mujeres, hasta la Primera Guerra Mundial (1914-1918), en que se hicieron populares entre los hombres de las trincheras.

Los relojes de pulsera vienen todos con dos correas ajustables que se colocan en alguna de las muñecas para su lectura. Son de tipo analógico y digital. Aunque la carátula de la mayoría de ellos es generalmente redonda, también existen de carátula cuadrada, hexagonal y hasta pentagonales.

En los relojes analógicos (de variable continua) la hora se indica en la carátula mediante dos o tres manecillas: una corta para la hora, una larga para los minutos y, opcionalmente, una tercera manecilla también larga que marca los segundos. En los relojes digitales (de variable discreta) se lee la hora directamente en números sobre la pantalla. También existen relojes mixtos, es decir, analógicos y digitales en la misma carátula.

Los relojes calendarios son relojes digitales que marcan el año en vigor, el mes, el día de la semana, la hora, los minutos e incluso los segundos.

Cronómetro

Los cronómetros son relojes muy precisos (normalmente hasta las milésimas de segundo) utilizados para medir intervalos de tiempo, por ejemplo en pruebas deportivas o en experimentos científicos.

Relojes de torres y campanarios

Antes de inventarse los relojes personales de pulsera y de bolsillo se inventaron relojes muy grandes de mecanismos complicados y pesados que se colocaban en lo alto de las torres y campanarios de los pueblos y ciudades para que los ciudadanos tuviesen conocimiento de la hora del día. A estos relojes se les conectaba a una campana grande y sonora y es la que iba indicando con un toque peculiar las horas y cuartos de hora cuando se iban cumpliendo. A lo largo de los años hay relojes de este tipo que se han hecho muy famosos, como el situado en la Torre de Londres o el situado en la Puerta del Sol de Madrid.

Relojes de salón

Los relojes han figurado durante siglos como piezas importantes en el amueblamiento de salones, para lo cual se construían con diversas formas decorativas. Prescindiendo del reloj de arena, que viene usándose desde las civilizaciones griega y romana para medir lapsos cortos y prefijados, los relojes fueron usados en cantidad muy pequeña hasta finales del siglo XIII o mediados del siglo XIV, época en la cual se inventó el motor de resorte o muelle real, difundiéndose el uso del reloj-mueble en el siglo XVI.

De esta época se conservan algunos ejemplares muy curiosos en los Museos del Louvre, Berlín y Viena, que tienen la forma exterior de un edificio coronado con una pequeña cúpula donde se halla el timbre o campana de las horas.

El reloj de bolsillo

Los relojes de bolsillo se inventaron en Francia a mediados del siglo XV, poco después de aplicarse a la relojería el muelle espiral. Al principio tenían forma cilíndrica, variando mucho y con raros caprichos, y desde el comienzo del siglo XVI se construyeron en Núremberg con profusión y en forma ovoidea, de donde deriva el nombre de huevos de Núremberg, creyéndose inventados en esta ciudad alemana.

Relojes de Sol

En Los Relojes de Sol Una aguja fija, llamada estilo, orientada de modo apropiado, proyecta su sombra en una superficie plana, dividida, que indica las horas.

Desde los tiempos más antiguos, el sol ha sido considerado el símbolo de la vida, y siempre ha tenido un posición importante entre las divinidades de cada época. Muchísimos con los cultos (algunos de los cuales siguen sobreviviendo) dedicados a este astro, símbolo de fuerza positiva y energía.

Muy pronto ha aparecido evidente la relación entre el movimiento del sol, de la luna y luego de las estrellas.
Con lo cual nacieron las primeras interpretaciones geométricas del tiempo a través de la construcción de estructuras megalíticas direccionadas (Menhir o complejos como Stoneage).

Rattrapante - Relojes Rattrapantes

Los contadores mecánicos pueden dividirse en distintas categorías de acuerdo con sus características mecánicas: En los contadores con corona de 3 funciones, un solo pulsador asegura las tres funciones de arranque, parada y puesta a cero. Este tipo de contadores está recomendado para medir todo tipo de eventos ininterrumpidos. Los contadores con corona de 2 funciones, y botón de puesta a cero, Incluyen un pulsador independiente para la puesta a cero. Esto permite la medición de fenómenos que incluyen una o más interrupciones: es posible detener la cuenta y reanudarla posteriormente en el punto donde se dejó. Para mayor seguridad, la puesta a cero no actúa mientras el contador está andando. También, los contadores con corona de 2 funciones y botón de puesta a cero y arranque simultáneo, son similares a los descritos anteriormente, pero en este caso la puesta a cero es posible aunque el contador esté andando, permitiendo por tanto la medida de eventos sucesivos sin pérdida de tiempo. En los contadores con pulsadores independientes, cada función arranque, parada y puesta a cero tiene su propio pulsador independiente. Los contadores con aguja "rattrapante" permiten contabilizar tantos tiempos parciales como sea necesario, ya que un pulsador permite detener la aguja "rattrapante" para tomar nota del tiempo indicado. La aguja “rattrapante” vuelve seguidamente a su marcha normal, recuperando el tiempo que ha permanecido inmóvil. La precisión del movimiento viene determinada por el tipo de escape, y el número de rubíes del mecanismo. Los contadores con mecanismo de calidad profesional incluyen escape de áncora y 7 ó 13 rubíes. El escape de áncora, con 2 rubíes, y el balancín resistente a golpes y vibraciones, aumentan notablemente la precisión de los contadores mecánicos. La calidad de movimiento normal consta de escape de pasadores y 1 ó 7 rubíes.

Reloj De Agua

El Reloj de agua. Su Funcionamiento consiste en Un recipiente que deja correr el agua, que cae gota a gota en otro recipiente graduado, cuyas divisiones corresponden a un intervalo de tiempo determinado. Una clepsidra es un reloj de Agua

Reloj De Arena

El Reloj de Arena es un Aparato o Artilugio que mide el tiempo por medio de la caída de arena fina. El reloj de arena se usa todavía hoy para controlar la duración de las conversaciones telefónicas o la cocción de alimentos. El aparato se compone de dos pequeñas ampollas de vidrio que se comunican por una estrangulación. La arena cae lentamente de una ampolla a otra.

Reloj Hermetico, Sumergible

Hermetico: Dícese de un cierre perfecto. El cierre hermético de las cajas de reloj no es fácil de realizar.

Cerrado Hermeticamente: De manera hermética. Los relojes de precisión se colocan debajo de campanas de vidrio herméticamente cerradas, y sometidos presión para comprobar su estanqueidad.

Reloj Incabloc

Sistema antichoque instalado en los relojes mecanicos de pulsera para absorver pequeños golpes.

Otros tipos

Otros tipos de relojes según su forma o empleo:

Reloj cucú
Reloj Foliot
relojes de sol
relojes de misa
relojes de arena
relojes de agua (Clepsidra)
relojes mecánicos
relojes de péndulo
relojes de mano o de pulsera
relojes de bolsillo
relojes de pared
despertadores
minuteros
cronómetros
Relojes electrónicos
Relojes de diapasón
relojes de cuarzo
relojes atómicos
relojes digitales
 

PARTES DEL RELOJ

El reloj con esfera tradicional suele contar con manecillas para la hora, minutero (para los minutos) y segundero (para los segundos). Además, puede contar adicionalmente con despertador y/o calendario.

Funcionamiento de los relojes electrónicos
Un reloj electrónico es un reloj en el que la base de tiempos es electrónica o electromecánica, al igual que la división de frecuencia. La exactitud del reloj depende de la base de tiempos, que puede consistir en un oscilador o en un adaptador que, a partir de una referencia, genera una señal periódica.

El divisor de frecuencia es un circuito digital formado por una sucesión de contadores hasta obtener una frecuencia de 1 Hz, que permite mostrar segundos. Si se quiere mostrar décimas, la división se detiene al llegar a los 10 Hz. Esta frecuencia pasa al módulo de presentación, que puede ser electrónico o mecánico, donde otros divisores van separando los segundos, minutos y horas para presentarlas mediante algún tipo de display.

BASE DE TIEMPOS

El tipo de base de tiempos utilizada es tan importante que suele dar nombre al tipo de reloj. Las más habituales son:

Patrón red. No tiene oscilador y utiliza como referencia los 50 Hz (ó 60 Hz) de la red. Es la más simple, pero es bastante exacta a medio plazo, pues las alteraciones en la frecuencia de red suelen compensarse a lo largo del día. Tiene dos inconvenientes importantes:

Necesita una señal "limpia", para lo cual se suele filtrar antes de aplicarla a los contadores.

Necesita la red, lo que no permite su utilización portátil y además, frenta a un corte de luz, pierde la hora. Existen modelos que incluyen un oscilador y pilas o baterías, de modo que el oscilador y los contadores siguen funcionando durante el corte, con lo que no se pierde la hora.

Emisora patrón. La base de tiempos viene a ser algún tipo de PLL, enganchado con alguna de las emisoras horarias. Se ponen en hora solos y cambian al horario de invierno o verano de forma autónoma. Su inconveniente es que necesita la señal horaria, de modo que en zonas "oscuras" no presenta mayores ventajas.

Reloj de diapasón. El oscilador está controlado por un diapasón intercalado en el lazo de realimentación. Ya ha caído en desuso, pero en su momento eran de gama alta, y Bulova, por ejemplo, disponía de relojes de diapasón de pulsera.

Reloj de cuarzo. Sustituye el diapasón por un resonador de cuarzo, habitualmente a 32768 Hz, por ser potencia exacta de dos, lo que simplifica el divisor de frecuencia. Por su estabilidad y economía ha desplazado a todos los otros tipos de reloj en las aplicaciones habituales.

Reloj atómico (Amoníaco, cesio, etc) Se basa en incluir en el lazo de realimentación una cavidad con moléculas de la sustancia adecuada, de manera que se excite la resonancia de alguno de sus átomos.

El antiguo reloj mecánico se basa en un pulsador que puede ser de 1 Hz o submúltiplo. Por lo general este pulsador era un escape mecánico en el cual la energía almacenada en un muelle era liberada de manera constante y lenta. El sonido de tic-tac del reloj corresponde a este sistema de escape que es el responsable de generar la base de tiempo del reloj y brinda movimiento al segundero; tanto el minutero como el horario son movidos mediante trenes de engranajes que transforman la relación del segundero en 1/60 para el minutero y de éste 1/60 para el horario( ver imagen).

Un reloj digital consta de un oscilador, generalmente de cuarzo el cuál mediante multiplicadores de frecuencia, a similitud de los trenes de engranajes, genera las señales de 1 Hz, 1/60 Hz y 1/3600 Hz para el segundero, minutero y horario respectivamente. En este caso los distintos pulsos eléctricos pasan a 3 contadores en cascada que se corresponden en la pantalla a los segundos, minutos y horas respectivamente. Estos contadores están acoplados para permitir la secuencia necesaria de conteo y de señalización entre un contador y otro, a saber 0 al 59 para los segundos y los minutos y 0 a 24 o 1 a 12 para las horas, según el diseño particular o la configuración en modelos que permiten ambas.

HISTORIA

Se cree que los grandes relojes de pesas y ruedas fueron inventados en Occidente por el monje benedictino Gerberto (Papa, con el nombre de Silvestre II, hacia finales del siglo X) aunque ya con alguna anterioridad se conocían en el Imperio bizantino.

Sin embargo, no consta su aplicación a monumentos públicos (salvo en el interior de los monasterios) hasta los primeros años del siglo XIV.

Los primeros relojes mecánicos europeos podrían haber surgido como simplificaciones de unos sofisticados mecanismos utilizados para cálculos astronómicos en la Baja Edad Media. El antepasado directo de estas calculadoras podría ser el complejo mecanismo de Anticitera, datado entre el 150 y el 100 adC
 

ZONAS HORARIAS

El establecimiento de las zonas horarias es mucho más reciente de lo que se suele pensar. A finales del siglo XIX existían un gran número de horas oficiales, se podría decir que una por cada gran ciudad, la necesidad de una estandarización parecía evidente, por lo que, en 1870 Sir Sandford Fleming, un ingeniero de ferrocarriles canadiense, se planteó trazar un plan para establecer un sistema horario estándar.

Siguiendo su iniciativa, en 1884 representantes de 27 países se encontraron en Washington, en la Conferencia del Meridiano, y adoptaron un sistema horario que es básicamente el que se mantiene en nuestros días. Este sistema divide al mundo en 24 zonas o husos horarios, cada una de estas regiones tiene aproximadamente 15 grados de longitud, el meridiano cero, que sirve como referencia para el resto de zonas, se sitúa trazando una línea de norte a sur que pasa por Greenwich, Reino Unido. Cada zona que se avanza hacia el este desde Greenwich supone una hora más y una hora menos si avanzamos en dirección oeste.

Sobre esta norma existen cantidad de excepciones, debido a que la mayoría de los grandes países tienen un número de franjas horarias inferior al que les correspondería. El ejemplo más acusado lo constituye China, que utiliza la misma hora en todo su territorio. La hora que determina el huso horario de Greenwich se le denomina tiempo promedio de Greenwich o Greenwich Mean Time (GMT). La zona horaria que corresponde al territorio español es la situada inmediatamente al este de Greenwich, por lo que la hora en España se encuentra en el huso horario GMT + 1, o dicho de otro modo, una hora más que la del meridiano de Greenwich. La excepción por todos conocida son las islas Canarias que se encuentran en el mismo huso horario de Greenwich.

Esta denominación está siendo sustituida por UTC (Tiempo Universal Coordinado). En este caso, hablamos del cálculo de la hora mediante el uso de relojes atómicos, en lugar de por la observación de las estrellas (como ocurría con la hora GMT).

ZONAS HORARIAS Y SU DENOMINACIÓN

Cada zona horaria tiene varias denominaciones que sirven para referenciarla. La más utilizada es un código de tres letras, que en el caso de España es CET (Central Europe Time). Existe otra denominación menos utilizada, la militar, y que puede resultarnos familiar por el uso que de ella se hace en algunas películas y series de ficción, según esta denominación, la hora zulú corresponde a la hora del meridiano de Greenwich. Además de estas dos denominaciones existe una tercera en la que cada región horaria se denomina por la letra inicial de su nombre militar.

A continuación mostramos todas las zonas horarias, sus denominaciones y algunas ciudades que en ellas se encuentran:

GMT Zona Militar Denominación civil Ciudades
GMT Z Zulu GMT: Greenwich MeanTime
UT: Universal
UTC: Universal Co-ordinated
WET: Western European
Londres (Inglaterra), Dublín (Irlanda), Edinburgo (Escocia), Lisboa (Portugal), Reykjavik (Islandia), Casablanca

(Marruecos)


Este de Greenwich
 
GMT Zona Militar Denominación civil Ciudades
+1 A Alpha CET: Central European Paris (Francia), Berlín (Alemania), Amsterdam (Holanda), Bruselas (Bélgica), Viena (Austria), Madrid (España), Roma (Italia), Berna (Suiza), Stocolmo (Suecia), Oslo (Noruega)
+2 B Bravo EET: Eastern European Atenas (Grecia), Helsinki (Finlandia), Estambul (Turkia), Jerusalem (Israel), Harare (Zimbawe)
+3 C Charlie BT: Baghdad Kuwait, Nairobi (Kenya), Riad (Arabia Saudí), Moscú (Rusia)
GMT +3:30 C*     Teherán (Irán)
+4 D Delta   Abu Dhabi, UAE Muscat, Tblisi, Volgogrado, Kabul
GMT +4:30 D*     Afghanistan
+5 E Echo  
GMT +5:30 E*     India
+6 F Foxtrot    
GMT +6:30 F*     Islas Cocos
+7 G Golf    
+8 H Hotel CCT: China Coast  
+9 I India JST: Japan Standard  
GMT +9:30 I*   Australia Central Standard Darwin, Australia, Adelaide
+10 K Kilo GST: Guam Standard  
GMT +10:30 K*     Isla Lord Howe
+11 L Lima    
GMT +11:30 L*     Isla Norfolk
+12 M Mike IDLE: International Date Line East
NZST: New Zealand Standard
Wellington (Nueva Zelanda), Suva (Fiji), Islas Marshall
GMT +13:00 M*     Islas Rawaki: Enderbury Kiribati
GMT +14:00     Islas Line: Kiritibati

Oeste de Greenwich
 
GMT Zona Militar Denominación civil Ciudades
-1 N November WAT: West Africa Azores, Islas Cabo Verde
-2 O Oscar AT: Azores  
-3 P Papa   Brasilia (Brasil), Buenos Aires (Argentina), Georgetown (Guyana)
GMT -3:30 P*     Newfoundland
-4 Q Quebec AST: Atlantic Standard Caracas, La Paz
-5 R Romeo EST: Eastern Standard. Bogota, Lima, Peru, New York, NY, USA
-6 S Sierra CST: Central Standard Mexico City, Mexico, Saskatchewan, Canada
-7 T Tango MST: Mountain Standard.  
-8 U Uniform PST: Pacific Standard Los Angeles, CA, USA
GMT -8:30 U*      
-9 V Victor YST: Yukon Standard.  
GMT -9:30 V*      
-10 W Whiskey AHST: Alaska-Hawaii Standard
CAT: Central Alaska
HST: Hawaii Standard
 
-11 X X-ray NT: Nome.  
-12 Y Yankee IDLW: International Date Line West
 
HORAS MINUTOS, SEGUNDOS

Fracciones del día que nuestra civilización mide ansiosa como un registro de actividad constante, o de quietud silenciosa. Desde tiempo inmemorial, los humanos tratamos de contabilizar el paso del tiempo para organizar nuestra vida y ordenar nuestro destino. Las civilizaciones antiguas lo hacían ligándolo a la alternancia del día y la noche, así como a los ciclos de la Luna. Pero poco a poco el ingenio de nuestros antepasados fue creando aparatos capaces de fraccionar los periodos de luz y tinieblas con exactitud creciente. El reloj entraba en escena. Primero fue el reloj solar, que indicaba los momentos del día gracias al movimiento de la sombra del Sol sobre una superficie plana, con un cuadrante. Los arqueólogos descubrieron que los chinos lo usaron unos 3.000 años antes de Cristo, empleándolo también los egipcios y los incas. Claro que éste no funcionaba de noche ni en días muy nublados, y tampoco en el crepúsculo o el amanecer. Además, los cuadrantes tenían que modificarse según las diferentes latitudes terrestres por variar la inclinación de los rayos solares, y la medición en general no era muy segura porque la duración de los días es distinta en cada época del año. Fue así que nacieron las clepsidras, unos recipientes que hacían las veces de reloj de agua y supieron usarse en Babilonia y Egipto primero, y luego en Grecia y Roma. El líquido iba pasando de un contenedor a un vaso o fúentón graduado, que a medida que se llenaba iba marcando las horas transcurridas. Los romanos llegaron a usar este modelo de reloj en sus tribunales para controlar el desarrollo de las audiencias y un sistema similar solía usarse de noche, empleando velas marcadas. Afrededor del siglo III de nuestra era apareció por fin el hoy famoso reloj de arena, con dos recipientes unidos por un estrecho pasadizo. ¿Acaso no ha visto Usted alguna vez esos pequeñísimos relojes de arena popularizados en una época para medir los minutos de una charla telefónica? Seguro que sí. Pues bien, en el pasado los relojes de arena más grandes eran capaces de medir el tiempo de todo un día, facilitando ya la puntualidad de toda la familia. Con todo, debería pasar bastante tiempo hasta que las maquinarias comenzaran su reinado. Recién en el siglo VIII el italiano Pacifico construyó un reloj accionado por contrapesas que fue obsequiado al rey Pipino el Breve por el Papa Paulo I. Eran los primeros pasos. Hacia el 1 300 estos mecanismos ya eran habituales en los relojes de algunas iglesias europeas, al punto que el reloj de este tipo más antiguo que se conserva todavía en buen estado de funcionamiento es el de la Catedral de Salisbury, Inglaterra, instalado en 1386. Pero el reloj de pesas ganaría eficiencia con el descubrimiento de la Ley del Péndulo, enunciada por Galileo Galilei hacia el 1600. Gracias a esto, el matemático y físico holandés Christiaan Huygens logró armar el primer reloj de péndulo en 1657, aplicando el sistema sobre un reloj de pared. Ya entonces, sin embargo, habían pasado unos cien años desde los primeros relojes a cuerda inventados en la ciudad alemana de Nüremberg, lo que permitía la construcción de relojes portátiles. De esta época viene la fama de Ginebra corno célebre centro relojero. La legislación calvinista de la ciudad impedia a sus orfebres realizar "cruces, cálices u otros instrúrnentos", con lo cual fuieron perdiendo su rica clientela francesa y saboyarda. Por eso decidieron dedicarse a la creación de cajas para el mecanismo de los relojes, trabajando en estrecha colaboración con los artesanos relojeros. Ya a principios del siglo XVII, la reputación de la relojería ginebrina atravesaba las fronteras del país y exponía sus creaciones en las ferias de Lyon y Francfort. El avance del reloj había sido importante, aunque quedaban cuestiones sin resolver como el desgaste de las piezas y la consiguiente inexactitud en la medición del tiempo. Este aspecto logró modificarlo Nicolás Faccio en 1704, utilizando rubíes y zafiros como pivotes de los mecanismos de los relojes. La dureza de estas piedras redujo significativamente los errores por frotación y desgaste, significando una mejora importante en la industria relojera. Hoy en día, contamos con una inusual variedad de tipos y calidades de relojes: artesanales, eléctricos, cronómetros, despertadores, de pulsera, atómicos, digitales... El reloj pulsera, por ejemplo, fue creado en 1904 por el relojero suizo Hans Wildorsf, de la famosa casa Rolex, quien apenas seis años después diseñó el primer cronómetro de pulsera. Los relojes atómicos, por su parte, comenzaron a construirse en 1949, constituyéndose en una de las primeras aplicaciones pacificas de la energía nuclear. Por último, digamos que el uso de las propiedades del cuarzo en los relojes se inició en los Laboratorios Beil, en Estados Unidos, y a partir de 1980 se popularizó su uso en los relojes pulsera, que reemplazaron el clásico cuadrante redondo por una pantalla donde se puede efectuar una lectura directa de la hora. Se ha recorrido ya un largo camino.

EVOLUCION DE OBJETO

ARTESANAL A OBJETO INDUSTRIAL

Para entender la evolucion del reloj como objeto industrial, deberíamos antes diferenciar en él tres partes claramente independientes y comunes a todos los relojes, ya sea de pared, de bolsillo, de pulsera o incluso de torre. Son las siguientes:

La caja, que ayuda a situarlos en un contexto espacio-temporal definido. Es lo primero que nos atrae del reloj, especialmente en los de pared y en los de bolsillo . La moda influye antes sobre la caja, y especialmente sobre el reloj de bolsillo o de pulsera, ya que el de pared permanece estable durante los siglos, sin apenas variaciones.

El mostrador y las agujas. El mostrador o esfera es el segundo elemento de atencion a la hora de elegir un reloj, y el que mas nos llama la atencion si se trata de un reloj de pulsera. Son tambien reflejo de la epoca en que fue concebido el reloj y nos ayuda a situarlo cronologicamente.

Por ultimo, el movimiento del reloj. El mecanismo es la parte funcional de un reloj. No suele estar a la vista y tampoco suele ser la principal razon para decidirse por un reloj u otro a la hora de comprarlo. El mecanismo no cambia con la moda, como puedan hacerlo las agujas, la esfera o la caja, sino que cambia al paso que lo hace la tecnica. Los avances tecnicos se aplican segun la epoca a los relojes, por lo que este elemento tambien puede ayudar a identificar la fecha de fabricacion del reloj.

Definidos estos elementos, pasamos a realizar un breve recorrido por las diferentes epocas caracteristicas, tanto en lo referente a cuestiones mecanicas como en lo tocante a los aspectos esteticos. Recordemos que la evolucion del reloj, igual que la del vestuario, o los instrumentos de labranza, o los muebles, evoluciona a la vez que los tiempos, siguiendo las ideas que marca cada epoca asi como las normas sociales que rigen en ella.

Desde el reloj solar hasta el reloj de torre apenas hay presencia del reloj en la sociedad. Las tareas no exigen hasta la edad media, mas que un reloj "solar": es decir, amanece(comienza la jornada de trabajo), el sol esta en lo alto del cielo(almuerzo, hora de comer, descanso), y anochece(retirada a casa, dormir). El reloj aparece entonces como elemento de lujo entre la clase alta o mas favorecida de la poblacion. Esto explica su aun funcion social como objeto de deseo: riqueza de materiales en la fabricacion, estetica a la moda, etc. equiparable actualmente a la posesion de un coche o una casa, etc., bienes definitorios de la condicion social de la persona que los posee. Los primeros relojes son de pared, sin contar los de torre. Estuvieron, igual que estos, durante siglos sin evolucionar. A partir de estos surgen los de bolsillo, al principio de bronce, y que eran reproducciones a "pequeña" escala de los relojes de pared. El primer reloj de bolsillo que se conoce data de 1477, pero no se conserva. Aparece mencionado en un manuscrito, que se encuentra en la biblioteca de Augsburgo.

CRONOLOGÍA

A.c.

580. Anaximandro de Mileto inventa la esfera y enseña a los lacedemonios a construir cuedrantes solares.

400. Platón aparece como autor de la más antígua clepsidra ó reloj nocturno.

350. Aristoteles trata de la invención de las ruedas dentadas.

250. Arquímedes de Siracusa inventa una esfera con movimiento de ruedas dentadas.

100. Ctesibio de Alejandría presenta su clepsidra con ruedas dentadas.

80. Poseidonio, astrónomo griego, inventa una esfera con movimiento.

D.c.

721. Y-Hang, astrónomo chino, inventa un reloj hidráulico con ruedas.

1350. Juan de Dondis, establece en Pavía un reloj aun más notable, que le valió el sobrenombre de Horologius.

1500. Pedro Henlein, construye el primer reloj de bolsillo.

1577. Moestlin, mide el diámetro del sol por medio de las vibraciones de un reloj.

1587. Introducción de la industria relojera en Ginebra.

1660. El doctor Hooker inventa el escape de dos volantes.

1664. El abate de Hautefeuille presenta un muelle recto para afinar el volante.

1681. Daniel Juan Richard de la Sagne construye el primer reloj de bolsillo neuchatelino.

1691. Quare introduce la indicación de los minutos en los relojes de bolsillo.

1715. Grahan idea el péndulo compensador de mercurio.

1726. Sully construye su segundo cronómetro de marina.

1738. Julián Leroy presenta un reloj astronómico afinado por un péndulo compensador.

1765. Juan Harrison recibe el premio ofrecido por el Parlamento.

1775. Juan Arnold inventa la aspiral cilíndrica.

1804. Caux idea el empleo del acero acanalado para la fabricacion de los piñones.

1831. Winnerl construye los primeros cronógrafos con dos agujas de segundos.

1842. Antonio Redier inventa los relojes de pared con 8 días de cuerda, el contador coincidente y diversos aparatos cientificos de registro.

1847. León Foucault presenta a la academia de ciencias un reloj con péndulo cónico.

1858. P. F. Ingold inventa las fresas para rectificar los dientes, las cuales son conocidas todavía por el nombre de su autor.

Cambio Horario
Llamamos cambio horario al adelanto y atraso de una hora que realizamos cada primavera y otoño respectivamente. Esta es una medida que llevan a cabo unos 70 países en todo el mundo, siendo Japón el único país industrializado que no se ha adaptado aún a esta normativa.

El cambio horario tiene como fin reducir el consumo global de energía, haciendo coincidir el comienzo de la jornada laboral con las horas de luz. Según el Instituto para la Diversificación y Ahorro de la Energía (IDAE), el ahorro doméstico en iluminación desde el cambio de horario de Marzo al de Octubre puede ser de un 5%
El cambio horario fue una medida que se adoptó por primera vez en la primera guerra mundial, cuando algunos de los países implicados adoptaron esta medida con la finalidad de ahorrar combustible. Esta situación se repitió en 1973, durante la crisis del petróleo, durante la cual la mayoría de los países industrializados adoptaran la misma medida para hacer frente a la complicada situación.

En España, esta medida se lleva adoptando desde 1974, aunque la última regulación a la que nos hemos adaptado ha llegado de la mano de la directiva Europea 2000/84, que entre otras cosas unifica los días en los que se producen los cambios de hora en todos los países de la Unión Europea, siendo estos el último Domingo de Marzo y Octubre, respectivamente. Dicha directiva se entiende con caracter indefinido, aunque cada 5 años la Comisión Europea publica el calendario de las fechas concretas en las que se producirá el cambio de hora durante los 5 años siguientes.

El cambio horario afecta según los expertos al reloj biológico y puede provocar transtornos en el sueño especialmente en niños y ancianos. No obstante es algo temporal que se suele superar en 2 o 3 días

El tiempo en la ciencia
El concepto que la ciencia tiene del tiempo ha sufrido varios cambios a lo largo de la historia. Podemos decir que la primera gran teoría es la que se denomina habitualmente física clásica, y que enunció Isaac Newton en su libro Philosophiae Naturalis Principia Mathematica. En ella, el tiempo lo determina la relación entre la velocidad y el espacio recorrido. Todos conocemos la fórmula: v = e / t

Según este concepto, el tiempo es una magnitud absoluta, es decir, el tiempo empleado en completar un viaje será el mismo independientemente de quien sea el observador que lo mida.

Albert Einstein
A principios del siglo pasado, un empleado de la oficina de patentes de Suiza, Albert Einstein, desconocido hasta ese momento, publicó un artículo que cambiaría por completo nuestra visión del mundo. Una de las conclusiones más importantes de sus teorías fue que el tiempo no es absoluto, sino relativo y dependiente del observador.

Lo que Einstein exponía en su teoría de la relatividad es que existe una constante universal que es la velocidad de la luz, la cual permanece invariable. Esto tiene algunas conclusiones interesantes, una de ellas es que el concepto de espacio y tiempo cambia con respecto a las definiciones de Newton. Para Newton el espacio no era un concepto absoluto, dependía del observador, pero el tiempo si. Un viaje a velocidad luz recorrería un espacio variable (para un viajante que va en el haz de luz el recorrido sería distinto que para uno externo) en un tiempo bien definido. Por tanto la velocidad para los distintos observadores será distinta. Einstein decía que la velocidad de la luz es absoluta y como consecuencia no depende del observador. Esto nos lleva a la conclusión de que ya que el espacio es relativo y distinto para cada observador, el tiempo debe serlo del mismo modo.

La relatividad especial, no parecía consistente con la teoría de la gravitación de Newton. Este problema ocupo a Einstein durante algunos años, hasta que en 1915 consiguió reconciliarlas en su teoría de la relatividad general. Esta teoría descubría que el espacio y el tiempo están íntimamente ligados. De hecho la gravedad tiene una influencia directa en el tiempo. Así podríamos decir que el movimiento parabólico de los planetas equivale a un movimiento rectilíneo en el entramado espacio-tiempo, los planetas siguen lo que se denomina una geodésica. Siguiendo esta línea de razonamiento llegamos a la conclusión de que el tiempo transcurre más despacio cuanto más cerca de un objeto masivo nos encontremos. De hecho se puede comprobar empíricamente que existe una desviación entre un reloj situado a nivel de superficie terrestre y uno que se encuentre alejado de ella. Este efecto tiene repercusión por ejemplo en los sistemas GPS. Los relojes de los satélites adelantan con respecto a los situados en la superficie terrestre según los parámetros definidos por la teoría de la relatividad general. Fuente de estos artículos: Wikipedia / hora.es/index.jsp.

EXPLOTACIÓN DIDÁCTICA

Pelis para explotación didáctica con la palabra: Hora / Tiempo / Minutos / Segundos y etc

Músicas para explotación didáctica con la palabra: Hora / Tiempo / Minutos / Segundos y etc

Expresiones idiomáticas con la palabra: Hora / Tiempo / Minutos / Segundos y etc

IMÁGENES DE RELOJES

 

.....................................................................................

Esta es una página de recopilación de los mejores datos del español que he encontrado en Internet.  Aquí hay muchos artículos e incluso muchas fotos que me bajé de la red hace mucho tiempo. Si de alguna manera me he olvidado de hacerle la referencia a algún autor o fotógrafo, os pido que por favor me ayudéis, avísandome de la autoría de los mismos, será un placer poner los nombres de los responsables por estos trabajos:         esf@espanolsinfronteras.com

 

.....................................................................................

NOTICIAS EN PORTADA - GOOGLE NOTICIAS

Noticias de Recursos Didácticos

 

Noticias de Cultura Española

 
Noticias de Literatura Española
 
Noticias de Lengua Castellana
 
Noticias de Hispania
 
Noticias de Deportes
 
Noticias de Arte e Historia
 
Noticias del Patrimonio Mundial de la Humanidad
 
Noticias de Gastronomía
 
Noticias del Idioma Español
 
Noticias de Poetas y Autores
 
Noticias del Mundo Hispano
 
Noticias de Economía
 
Noticias de Recursos Didácticos
 
Noticias de Ciencia y Tecnología
 
Noticias de Espectáculos
 
 
 
Búsqueda personalizada

 

                                    Principal Arriba Uso de los recursos Vocabulario del Español El alfabeto español El cuerpo humano El hotel El mundo - la tierra El turismo El mapa mundial Fiestas en España Fiestas latinas La casa - El hogar La hora en español La fina estampa Las señales de tráfico Los colores Medios de transporte Los medios Los numerales Las profesiones